jueves, 18 de julio de 2013

TOMATES RELLENOS DE CARNE AL HORNO

Llevo un par de meses buscando en la red, recetas de tomates rellenos, y tras haber encontrado varias, de las cuales he tomado mis correspondientes notas, faltaba el encontrar el tomate perfecto. Pues bien, ayer, cuando fui a Manolo, mi frutero, encontré los tomates que andaba buscando. Rojo y enteros, pero maduras a la vez, con el tamaño adecuado y de piel firme, para aguantar el horneado, pero los suficientemente fina como para comerla. Lo dicho perfectos. Pues nada, ahí va esta receta.

Por cierto, Con esta receta participo en el  Reto de Julio de Cocineros de Mundo en Google+ en el apartado de Salado. http://cocinerosdelmundodegoogle.blogspot.com.es



Necesitamos:

5 tomates perfectos
½ Kg. de carne de cerdo picada
1 cebolla
250 g de champiñones en láminas muy finas
1 cucharada de harina
½ vaso de leche
Sal
Pimienta molida
Nuez moscada
3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
Queso Emmental rallado en hebras

Primero vamos a quitar con un cuchillo bien afilado el culo del tomate.


Ahora con un sacabolas vamos a vaciarlo, con cuidado de solo sacar la pulpa y dejar la carne de las paredes dentro. La pula sobrante la guardamos para cualquier otra salsa.


En una sartén con el aceite de oliva caliente y a fuego medio vamos a rehogar la cebolla cortada en daditos, con un poco de sal para que sude y pierda el agua. Cuando empiecen a tomar color saltearemos los champiñones un minutito con la cebolla y añadiremos la carne. Salpimentaremos y añadiremos nuez moscada al gusto.


Rehogaremos un par de minutos, lo justo para que la carne empiece a tomar color y ahora pondremos la harina. La tostaremos un minuto más y añadiremos la leche. Ha de crearse una farsa espesita, pero jugosa. La carne no ha de hacerse demasiado, para quede jugosa con el horneado. Apartamos pues.


Encendemos el horno a 150ºC por arriba y por abajo. Los tomates vamos a rellenarlos en el fondo con un poco de queso Emmental y sobre éste meteremos con cuidado  y apretando, para que quede firme el relleno la carne.


Encima del tomate colocaremos unas hebras más de queso para que funda y haga de tapa, para no secar  y tostar la carne. Meteremos en el horno, entre 30 y 40 minutos.


Con unas patatas fritas en un verdadero espectáculo. Al menos eso e han dicho mis cachorros y mi preciosa mujer.


8 comentarios:

  1. Hola Juan Luis,
    Que tomates mas buenos, me encanta la receta, enhorabuena.
    Suerte en el reto.
    Besos y abrazos

    ResponderEliminar
  2. dios mioooo con lo que me gustan a mí los tomates de todas las maneras y clases...
    ainsss me gusta mucho Juan Luís.
    besoteee

    ResponderEliminar
  3. Hola Juan nunca probé los tomates rellenos de esta forma, en casa rellenamos los pimientos rojos. Qué suerte que encontrases los tomates en su punto!

    Mucha suerte en el Reto, por cierto.

    ResponderEliminar
  4. Que barbaridad, que vista tienen, que ricos!

    ResponderEliminar
  5. Mi madre me lo hacía siempre (sin la leche ni champiñones) ella era francesa y los llamaba "tomates farcies"

    ResponderEliminar
  6. Tus cachorros y tu preciosa mujer van a probar a ver si nos salen tan ricos como a ti. Me los han pedido, así que allá voy
    Muacc

    ResponderEliminar